El presidente de ABM y colaborador de Cristianos sin Fronteras reflexiona sobre el “Proyecto Lifidzi”

Lifidzi es una población situada en las montañas, cerca de la frontera de Mozambique con Malawi.

En esa zona está el CENTRO ABERTO DE LIFIDZI. Un centro destinado a los niños y niñas pequeñas de las aldeas circundantes de Lifidzi. La edad de los niños va desde los 3 hasta los 6 años.

En ese centro se les da el desayuno, la comida, y se les da una instrucción básica. Todo esto se ofrece de manera gratuita, ya que es una zona de una gran pobreza.

Desde se ABM quiere contribuir al sostenimiento alimenticio de los niños y niñas que acuden al centro, y ayudar en otras necesidades, que son muchas. Pero principalmente se quiere comenzar financiando una alimentación de calidad, ya que la alimentación básica que están teniendo ahora es a base de harina y arroz.

Gracias al Proyecto Lifidzi se podrá incluir en la alimentación de los niños y niñas los siguientes alimentos:

Comida base: Arroz, harina, pasta, patatas.
Carne: Ternera, cerdo, gallina.
Huevos y pescado.
Lechuga, col, repollo, guisantes, judías, zanahoria.
Pan, galletas, zumo concentrado, leche en polvo, azúcar.
Fruta de temporada: Plátano, mandarinas…

Intervención del presidente de ABM y colaborador de Cristianos sin Fronteras en la Cope