La Iglesia hace efectivas sus aportaciones extraordinarias a Cáritas y las Cocinas Económicas

El Arzobispado de Santiago de Compostela acaba de hacer efectivas en días pasados sus aportaciones de carácter extraordinario a las entidades de carácter social que trabajan en pro de los más vulnerables y desfavorecidos. Un total de 150.000 euros han sido entregados a: la Cocina Económica de Santiago (20.000 euros); a la Cocina Económica de A Coruña (20.000 euros); al Convento de San Francisco, en Pontevedra (10.000 euros); a la Institución Benéfico Social Padre Rubinos, en A Coruña (10.000 euros); y a Cáritas Diocesana (90.000 euros).

Como se sabe, en los presupuestos diocesanos, la atención a las necesidades sociales y pastorales constituye una prioridad. En el ejercicio del pasado año 2014, las cifras dedicadas a estos capítulos de gasto asistencial sumaron 3,3 millones de euros. En este tipo de actuaciones se incluyen, por ejemplo, las aportaciones para Cáritas, Manos Unidas, Cocinas Económicas, etc.