El arzobispo de Santiago, monseñor Julián Barrio, asistió en Astorga al solemne funeral del obispo emérito de dicha diócesis, D. Camilo Lorenzo, fallecido hace unos días. Muchos fieles, sacerdotes, amigos, procedentes de las distintas Zonas de la diócesis de Astorga, se acercaron a la capilla ardiente, instalada en la Capilla Mayor del Seminario de Astorga, para dar el último adiós a D. Camilo Lorenzo Iglesias, abierta desde las 10.30 h hasta la noche ininterrumpidamente del martes 14 de julio y en la mañana del miércoles 15 hasta media hora antes de la Misa de Funeral.

El cortejo fúnebre salía a las 11:30 h desde el Seminario hacia la Catedral con los familiares, la corporación y la Banda Municipal que amenizó el recorrido al que se sumaron varios vecinos de la ciudad. Una vez en el atrio de la seo asturicense, varios sacerdotes diocesanos portaron a hombros el féretro de D. Camilo hacia el interior del templo.

Una emotiva eucaristía, en la que participaron un numeroso grupo de sacerdotes diocesanos, muchos fieles y nueve obispos. Presidía la celebración el arzobispo metropolitano, Mons. Jesús Sanz, quien destaca en su homilía la sencillez y bondad de D. Camilo.

OBISPOS ASISTENTES

  • Mons.Ricardo Blázquez, Cardenal –Arzobispo de Valladolid.
  • Mons. Jesús Sanz, Arzobispo de Oviedo.
  • Mons. Julián Barrio, Arzobispo de Santiago de Compostela.
  • Mons. Alfonso Carrasco, Obispo de Lugo.
  • Mons. Leonardo Lemos , Obispo de Ourense.
  • Mons. Luis Quinteiro, Obispo de Tui-Vigo.
  • Mons. Julián López, Obispo de León.
  • Mons. Manuel Sánchez, Obispo de Santander
  • Mons. Santiago Agrelo, Arzobispo emérito de Tánger.

Sus restos mortales reposan ya para siempre en la Capilla del Santísimo de la Catedral, a los pies de la Virgen de la Majestad, junto a la tumba de Mons. Antonio Briva Mirabent , Obispo de Astorga, desde 1967 a 1994