Si el Padre Daniel Villaverde, natural de Ames, dice que Moses Ottii (en la foto: el primero por la izquierda) es un héroe, es que lo es. Este sacerdote ugandés fue asesinado en la parroquia centroafricana de Fátima, encomendada a los Combonianos. Corría el año 2014. El martirio continúa. ¿Eso es civilización? Ven, Santo Espíritu; y renueva la faz de la tierra…

“¿Cómo un niño de 2 años puede tener cáncer de médula? ¿Qué mal ha hecho? ¿Dónde está Dios?” Preguntaba un abuelo desconcertado. “Dios no tiene la culpa. Somos humanos; poca cosa”. Le respondía un vecino, tras el reflexivo sorbo de una “clara”. El mal se viste de misterio. Y el fanatismo genera espirales que sólo se superan con el perdón.

África, eterna aspirante al trono de este mundo por cualidades, fe, alegría y juventud, aporta siempre personas y palabras llenas de espíritu y vida que soplan como una brisa fresca en la Europa descreída. Por la actualidad de su fútbol cítese a Thomas Partey, jugador del Atleti: “En Ghana creemos mucho en Dios. Mi padre puede estar un día entero rezando y sin comer solo para pedir por mí. Para mí ese sacrificio es más importante que el dinero que me haya podido dar”. Una herencia que nunca defrauda.

Manuel Ángel Blanco
(Cope, 18 de mayo 2018)

 

Foto: blogs.periodistadigital.com