La intervención del secretario general de la CEE en “La Cumbre del cambio climático y el cuidado de la casa común” alerta sobre los riesgos de un “capitalismo verde” y de posibles propuestas para “reducir el número de humanos”

(Agencia SIC/Noticias COPE) En el marco de la Cumbre del Clima (COP 25), diversas organizaciones vinculadas a la Iglesia convocaron este jueves un Encuentro con el lema “La Cumbre del cambio climático y el cuidado de la casa común”.

En el acto de apertura participó el secretario general de la CEE, Mons. Luis Argüello García, y el director general de la Fundación Pablo VI, Jesús Avezuela.  También contó con la presencia de la directora de la oficina española de Cambio Climático, Valvanera Ulargui.

El encuentro giró en torno a tres aspectos: la doctrina social de la Iglesia, la educación como motor del cambio social, las inversiones éticas y la desinversión en combustibles fósiles, informó la Agencia SIC.

“Un encuentro en el que se une nuestra condición de ciudadanos y de personas que se sienten depositarias de la gran tradición de la fraternidad que nace de reconocer a un padre común y sentirnos discípulos y misioneros de quien anuncia una buena noticia para la tierra, que es el hogar de la humanidad”, ha apuntado Argüello, informó COPE.

El secretario general de la CEE ha hecho referencia a la propuesta del Papa Francisco, “que insistía en emprender otras propuestas de desarrollo humano y progreso integral. Por eso es bueno que nos congreguemos hoy para hacer una propuesta ante la preocupación por la casa común y la alteración del clima como consecuencia de la acción humana. Es el deseo de unir el clamor de la tierra al clamor de los pobres, que piden una propuesta económica nueva y un estilo de vida nuevo, lo cual supone un gran desafío educativo y por ende evangelizador. Dice el Papa Francisco que toda la casa, la humanidad, tiene un ADN común, el ADN trinitario, por lo que nuestra propuesta de conversión ecológica integral es la mirada al propio interior para vivir en armonía con uno mismo”, declaraba Argüello, cuya intervención completa se puede visionar en el video adjunto.

El portavoz de la CEE ha añadido que “cualquier propuesta que vive la humanidad en momentos de dificultad siempre conlleva un riesgo que el sistema económico dominante, y es que el riesgo de las buenas intenciones sean manipuladas para que se convierta en una nueva fase del capitalismo global, un llamado ‘capitalismo verde’ que haga de tantas propuestas de formas de vida y consumo un ejercicio nuevo manipulador”.

Además, ha advertido del «riesgo» de que «algunas corrientes ecológicas» puedan llevar a «propuestas de reducción del número de humanos» porque consideran que la especie humana es el problema para el medio ambiente.

«Otro riesgo que vemos aparecer en algunas de las corrientes llamadas ecológicas es pensar que es la especie humana la que verdaderamente supone el problema y que, ante la dificultad de resolver nuestros asuntos, y tampoco estando dispuestos a cambiar nuestras pautas de consumo, lo mejor sea reducir el número de humanos, hacer propuestas de reducción de lo que significamos las personas», ha indicado Luis Argüello.

Argüello ha hilado su reflexión sobre estas «propuestas» de «reducción de humanos» con el Objetivo del Desarrollo del Milenio número 5, que preveía lograr para 2015, el acceso universal a la salud reproductiva, con acceso a los métodos anticonceptivos.

«No en vano, incluso cuando Naciones Unidas se plantea en 2000 los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM), 15 años después la propia Naciones Unidas tiene que reconocer que solo uno de los objetivos había logrado medianamente cumplirse: el referido a la salud reproductiva, lo cual singularmente nos llama la atención», ha añadido el portavoz de la CEE.

Así las cosas, “la propuesta integral clamor de la Iglesia, clamor de los pobres, es una mirada trascendente para preocuparnos de las siguientes generaciones y dejarles una casa habitable, digna con una humanidad más justa”.

El Foro se celebró el  jueves 5 de diciembre  organizado de manera conjunta por la Comisión de Pastoral Social de la CEE, la Fundación Pablo VI; el Movimiento Católico Mundial por el Clima; la Comisión Diocesana de Ecología Integral de MadridEscuelas CatólicasMovimiento Scouts CatólicoEnlázate por la justiciaCáritas; CONFER; Justicia y Paz; Manos Unidas; Redes; CEDIS y Entreculturas.